sábado, 9 de abril de 2016

LA LECHE

El diputado Carlos Salvador (UPN) alienta en Twitter a boicotear a Kaiku porque esta marca de leche informa de que recoge el 70% de la leche que se genera en Euskal Herria, incluyendo en ese Euskal Herria a Navarra, en la que Kaiku asegura que compra anualmente 28,4 millones de litros a ganaderos navarros, más litros que los que le venden a Kaiku los ganaderos vizcaínos (22,9 millones) y los ganaderos alaveses (22,5), solo superados por los guipuzcoanos, que aportan a la conocida marca 42,4 millones de litros. Para Salvador, diputado en Madrid desde 2004 y antes senador, que la marca mencione Euskal Herria es suficiente para manifestarse públicamente en su contra, algo que minutos antes también había hecho el parlamentario foral Sergio Sayas, otro obsesionado con que Navarra no sea incluida en Euskal Herria, que significa El país del euskera, y en el que Navarra está cuando menos lingüística, histórica y culturalmente incluida, les guste o no a Salvador o Sayas. Les da igual y ellos, dos políticos de largo recorrido y que al menos públicamente deberían comportarse con cierto decoro toda vez que Kaiku puede que esté diciendo algo que no les guste a ellos pero en ningún caso una mentira o inexactitud, no tienen reparo en mostrarse como unos vulgares hooligans más, como los muchos que tras leerles se han animado en las redes sociales, cuando Kaiku supone unos 9 millones de euros de ingresos para los ganaderos de leche navarros. No se han preocupado jamás por los precios o las prácticas empresariales abusivas, por la protección y la promoción, las ayudas, el fomento, ni cuestionado aquí o en Madrid por qué el número de explotaciones sigue cayendo -269 granjas en 2005, 192 en 2015-, así le vendan luego y libremente los ganaderos navarros la leche a navarros, vascos, gallegos o riojanos. Solo les importa una publicidad y sobre lo de siempre. Están enfermos.
Jorge Nagore, en Diario de Noticias

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada