sábado, 5 de diciembre de 2015

LOS MODELOS SINDICALES CHOCAN EN NAFARROA CON LA RENOVACIÓN DEL SNE

Esta misma semana, el consejero Miguel Laparra anunciaba los nuevos estatutos del Servicio Navarro de Empleo (SNE). Esta reforma deja en una situación muy complicada a Comisiones Obreras y UGT y elimina muchos de los privilegios con los que contaba la patronal. Sin embargo, no es lo suficientemente valiente para LAB y ELA. En particular, este último sindicato ha anunciado que no va a participar en el nuevo organismo autónomo, lo que deja la modificación en tierra de nadie y, sobre todo, hace que aflore el debate sobre cuál ha de ser el modelo de diálogo social y, también, el sistema de formación de la población activa en Nafarroa.
El SNE ha sido, hasta ahora, un coto cerrado al servicio de la patronal y los sindicatos CCOO y UGT. Desde ahí, a través de unos convenios polémicos se repartían entre las tres entidades unos doce millones de euros de las arcas públicas. Además, como miembros del patronato del SNE, ellos supervisaban los pliegos de condiciones para sacar a concurso la formación de los trabajadores y parados, pese a que luego también se presentaban a esos concursos. (klik egin-ver más)
Aritz Intxusta, en GARA

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada