miércoles, 12 de agosto de 2015

COMUNICADO DEL CÍRCULO DE EMPLEADOS DE ADMINISTRACIONES PÚBLICAS DE NAVARRA

Las elecciones celebradas el pasado 24 de mayo eran esperadas con expectación por gran parte del funcionariado navarro, anhelante de que el tsunami de cambio llegara a la Administración Pública. Ya era hora. Las matemáticas podían hacer posible que la alternancia política en el Palacio de Navarra permitiera abrir las ventanas y orear los despachos ocupados durante décadas por las mismas élites funcionariales. Aquellas que se plegaban al poder y eran cómplices de las políticas denostadas por la ciudadanía, a cambio de obtener los mejores puestos, complementos retributivos y beneficios de distinto tipo. Los responsables de que la máquina administrativa se confundiera con las políticas partidistas y que el empleado público ajeno a su grupo, disconforme o, incluso, más brillante permaneciera alejada de dicho círculo. No les ha interesado una función pública profesional basada en los principios de igualdad, mérito y capacidad.  (klik egin-ver más)
CIRCULO DE EMPLEADOS DE ADMINISTRACIONES PUBLICAS DE NAVARRA.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada